El secreto de sus ojos


El secreto de sus ojos (2009), cinta argentina dirigida por Juan José Campanella, ha sido un éxito de taquilla en Argentina y no ha sido mal aceptada en España (recordemos que se trata de una coproducción y quizás ello deba subrayarse). Aún no llega a México. El estreno se tiene previsto para enero de 2010. Ojalá que el plan siga como va. Digo esto no porque yo considere que es una película capital, sino porque es una opción digna de cine latinoamericano, algo que no abunda en las salas de tierras aztecas (ni siquiera, diría yo, en el interés de quienes van habitualmente al cine en México y se interesan en la oferta de películas que están proyectándose en otros lados; pocos, creo, son quienes se han mostrado expectantes ante la llegada).

No me sumaré al optimismo de algunas críticas que han expresado que “el cine argentino está en su mejor momento y cada día que pasa se coloca como el mejor de toda América Latina” (Mycine), pues, para sostener esta afirmación, la calidad y la producción deben ser constantes a prueba de todo, incluso de las crisis económicas y políticas que tanto golpean al sector; es difícil argumentar que una cinematografía latinoamericana cumpla los requisitos para ser considerada como tal, al menos como industria. Por ello, me limitaré a decir que es una historia digna de verse. Es, en pocas palabras, muy recomendable, aunque con salvedades al final que explicaré después.

No haré una reseña en forma, pues el lector hallará muchas de ellas si decide buscarlas. Sólo daré una breve sinopsis, hallada, por cierto, en la Wikipedia (sé que esta fuente podrá restar calidad argumentativa a lo que aquí escribo ante los ojos puristas y adoradores del cultismo; lo acepto, pero me valgo de la capacidad de síntesis “no culta” y accesible que esa página enciclopédica nos ofrece):

Benjamín Espósito acaba de jubilarse después de trabajar toda una vida como empleado en un Juzgado Penal. Para ocupar su tiempo libre decide escribir una novela, basada en una historia real de la que ha sido testigo y protagonista.

 La novela que escribe es, en apariencia, la historia de un asesinato ocurrido en Buenos Aires en 1974, y de la investigación para hallar al culpable. Pero una vez abierta la puerta de ese pasado, al propio Espósito se le volverá imposible cerrarla. Primero, porque la turbulenta Argentina de entonces se cuela en la vida de los personajes, con su carga de violencia y de muerte. Y, sobre todo, porque aunque Espósito suponga que la historia que teje habla únicamente del pasado, su búsqueda ilumina de un modo descarnado su propia vida y su presente. Al evocar aquel pasado, se enfrentará a un viejo amor que lo obsesiona desde entonces.

 La película es también una metáfora y una reflexión sobre los caminos que transitó la sociedad argentina, de la impunidad de la represión en los años 70 a la recomposición de la justicia y la democracia en los últimos años. 

 Fin del wikipediazo Puede hallarse en: http://es.wikipedia.org/wiki/El_secreto_de_sus_ojos

(Si se desea indagar más en la historia, ver el tráiler y una reseña “oficial” aquí dejo la dirección de la web de la película: www.elsecretodesusojos.com)

 Entonces, ¿cuál es la intención de postear lo que aquí se escribe?

Es, sin dudarlo, un lamento, una queja, un berrinche y, todo junto, un poco de promoción, si se le piensa un poco. Es, también, un cúmulo de opiniones no pedidas, que aquí enumero:

En cuanto la cinta se estrene, hay que verla, porque:

  1. Aun cuando Ricardo Darín siempre se parece a Ricardo Darín (algo que puede criticársele, pero que le ayuda a hacer creíble cualquier personaje) es difícil imaginar al protagonista en otro rostro. Darín convence, sin ser magistral, además
  2. Tal vez el mayor valor de Soledad Villamil, la coprotagonista, sea su gracia y su belleza que, sin duda, siempre cuentan en el cine, no así
  3. Guillermo Francella, un actor de comedia que ya es conocido en México (como el promotor de futbol que le cambia la vida a los protagonistas de Rudo y cursi) y que logra una actuación bárbara, ayudada por la ambientación, la cual
  4. Si el espectador no es experto en la historia Argentina, o es poco observador, queda convencido al 100% de que se está viviendo en ese país, a inicios de la dictadura, con el mítico y aterrador Falcon verde incluido.
  5. No hablaré aquí de dirección, ni de producción ni de montaje ni de fotografía y esos elementos que siempre evalúan los cinéfilos expertos. Lo mío lo mío lo mío es la historia (ni siquiera el guión, sólo la historia, el relato) y es aquí donde voy a explicar el berrinche, la queja, el lamento que me han motivado a escribir este post y a opinar sin que nadie me lo haya pedido: a pesar de estar hablando de una película que pudo ser fuera de serie, la historia, al final, me parece fallida; Campanella se da el lujo de ser complaciente ante el dolor del espectador y, como Ícaro… ya se sabe. Nunca, creo, debe sacrificarse la historia en aras del amor en deuda. Las reivindicaciones a veces matan y en este caso si ello no ocurrió al menos creo que hirió de gravedad a la historia. Explicar más sería revelar el final del filme, mejor los invito a ver online la cinta, en tanto llega a México. Si gusta, vale la pena ir al cine a verla y a apreciar todos los detalles, pues algunos resultan significativos. No olvidemos que estamos hablando de un “thriller”.

Aquí El secreto de sus ojos

Anuncios

Autor: bitacoradenaufragios

José Luis Enciso (México DF, 1976). Escritor y promotor cultural. Es autor de Los condenaditos (Pre-textos, 2005), Premio Internacional de Cuentos Max Aub, y El amor antes y después del final del mundo (IMC, 2014). También ha obtenido el Premio Internacional de Cuento Ciudad de Zaragoza (2012) y ha sido incluido en antologías en Argentina, España y México, como Bella y brutal urbe (Resistencia, 2013). Actualmente combina su escritura con la coordinación de actividades culturales y redes sociodigitales del Fondo de Cultura Económica. @jlenciso

1 comentario en “El secreto de sus ojos”

  1. Muy interesante tu artículo sobre la película. Yo la ví y si bien me gustó y me pareció de buena factura, también creo que otro debió de ser el final; un poco más acorde con el ritmo y la trama del guión.

    Te invito a que pases por mi blog que trata de Terapias Naturales como el Zen Shiatsu y el chi Kung.
    Un abrazo desde Argentina!

    http://ariben.wordpress.com/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s